¡Y existió! ¡Existió ese momento!

Quién no escribe. Todo el mundo escribe. Yo lo hago en la página web del traductor de google. Me gusta sentir que las palabras son tan frágiles como el idioma que las sostiene, porque le quita importancia y seriedad a los temas que proponen.
Tienes que escribir. Es la vía de escape más sencilla. Cuando el agua te llega al cuello o cuando sientes la profundidad de las vísceras en tu interior.
Tienes que pintar, y tienes que dibujar. Tienes que salir a hacer fotografías, o moldear la pequeña bola de plastilina que tengas a tu alcance. Tocar una canción. Plasmar la mierda inerte que tienes en tus terminaciones nerviosas y así darle vida. Contar la historia inherente a tus entrañas. Porque si dejas de hacerlo, mueres.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s